martes, 12 de abril de 2011

¿Cómo se adquiere el lenguaje?

Cómo los bebés adquieren su lengua es probablemente una de las mayores y más cercanas incógnitas de la humanidad. Un niño de 5 años, que seguramente, todavía no sabe atarse los cordones: 1) tiene más capacidad para desarrollar el lenguaje que un joven de 20 años, aunque ya habrá perdido la capacidad de discriminar la amplia gama de matices lingüísticos que podía identificar con 7 meses; 2) construye frases que responde a los más complejos mecanismos gramaticales de su lengua (flexión, derivación, conjugación, subordinación...) sobre los que no tiene ni idea; y 3) aunque no reciba ninguna instrucción específica, es más inteligente que cualquier primate y su capacidad no ha sido todavía superada por ninguna máquina. Y todo lo anterior sucederá aunque el niño no aprenda nunca a leer, a sumar, a utilizar un ordenador o un reloj.

Los niños aprenden a hablar siguiendo procesos similares en todas las lenguas conocidas y, lo que es más importante, tienen un resultado idéntico: en pocos años se convierten en usuarios competentes. Eso no ocurre con los adultos. Es difícil que pasada la adolescencia pueda un humano adquirir una competencia similar a la materna cuando se enfrenta a un proceso de aprendizaje de una lengua no materna. El éxito, en todo caso, dependerá mucho de cada persona, incluso en condiciones similares.

Eric Lenneberg formuló en 1967 a este respecto la llamada "hipótesis del periodo crítico": existe un dispositivo innato en los seres humanos que hace posible la adquisición de la lengua materna, que se activa hacia los 15 meses de edad y se encuentra en plenitud en los primeros años de vida para decaer rápidamente a partir de la adolescencia.

http://es.wikipedia.org/wiki/Eric_Lenneberg

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada